Hendrik Kerstens, retorno al siglo XVII

Hendrik-Kerstens-1

El vínculo que existe entre la pintura figurativa y la fotografía no es ningún misterio, pero saber crearlo con gracia ya es otra cosa. El fotógrafo holandés Hendrik Kerstens lleva quince años emulando a pintores flamencos del siglo XVII utilizando, para ello, a una única modelo: su hija Paula. Según el artista lo más cautivador de sus retratos es la misteriosa mirada de la modelo, una mirada que se niega a hablar. A ello hay sumarle un gran talento para la iluminación y un ingenio exquisito adoptando elementos actuales para ambientar los retratos en la época en la que se inspira, ya sean alzacuellos hechos con tapetes de pastelería o una bolsa de plástico a modo de pañuelo que cubre el pelo.

Hendrik-Kerstens-2

Hendrik-Kerstens-3

Hendrik-Kerstens-4

Hendrik-Kerstens-5

Hendrik-Kerstens-6

Hendrik-Kerstens-7

Hendrik-Kerstens-8

Hendrik-Kerstens-9

Hendrik-Kerstens-10

Hendrik-Kerstens-11

Copyright Hendrik Kerstens
Courtesy. Nunc-Contemporary. Antwerp

También te puede gustar